dissabte, 1 de juny de 2013

Reflexiones de un maestro 2.0

Estos días estoy dedicando bastante tiempo a buscar trabajo para el próximo curso. Como sabréis he hecho un videocurrículum, que más bien es una carta de presentación para las escuelas en el cual explico cómo entiendo la educación.


En este sentido, he querido redactar una entrada donde concretase qué y cómo haría yo mis clases. Alguien me podría decir que este escrito es algo pretensioso, pero lo hago con el fin de recoger y compartir buena parte de mis conocimientos de herramientas, recursos y entornos digitales para el aprendizaje. ¡Espero que os guste!

   PDI


El pasado sábado estuve siguiendo vía streaming el encuentro de Pizarra Digital #citapdi. Los ponentes presentaron utilidades para la PDI que desconocía y que hicieron que me diese cuenta del potencial que tiene esta herramienta en el aula. Hay quien aprovecha solamente un 5% de sus posibilidades, como simple sustitución de la pizarra de tiza; esta situació correspondería al primer estadio del Modelo SAMR planteado por Ruben Puentedura y traducido al catalán por Manel Sayrach.

¿Qué nos ofrece la PDI? De entrada diremos que depende del programario utilizado: todos conocemos la herramienta Smart Notebook (diseñada para las pizarras de la casa Smart), pero igual que sucede con el sistema operativo GNU/Linux, disponemos de un software libre y gratuito llamado Open-Sankoré.

Existen una serie de complementos para la Smart Notebook con los que podemos sacarle más partido a la PDI, como la herramienta 3D (que requiere la Smart Document Camera) o bien la aplicación para iPad. Ahora bien, de las ponencias de #citapdi me gustaron especialmente dos recursos:

  • Twiddla, una página que bien podría ser una pizarra dentro de nuestra pizarra. Una utilidad similar nos la ofrecen Conceptboard o Realtime Board, con la diferencia de que estas pueden estar sincronizadas con Drive.
  • Extreme Collaboration, un add-on para la Smart Notebok que permite hacer aparecer las respuestas de los alumnos en la PDI en tiempo real y desde cualquier dispositivo. Me recordó en parte a Socrative, en el cual el maestro plantea una evaluación que es respondida desde cualquier dispositivo; eso sí, en el caso de Extreme Collaboration entra en juego la cooperación y podemos evaluar desde la misma PDI las respuestas de los alumnos. Encontrarán más información en enlanubeTIC i a TICyeducación.

   Google Apps


No diré nada nuevo si afirmo que las Google Apps son de gran utilidad para la escuela. Hacer el seguimiento de la asignatura con un dosier de aprendizaje en Drive, crear un sitio web colaborativo o un blog de clase, disponer de un calendari compartido o de un grupo como espacio para compartir dudas...

Además encuentro un hecho relevante la posibilidad de sincronizar herramientas externas a Drive, tal y como comentaba anteriormente con Conceptboard. En este sentido, una utilidad que encuentro bastante interesante es Videonot.es, la cual permite tomar anotaciones de un vídeo de YouTube y recuperarlas cuando se quiera, reprendiendo el vídeo desde el punto exacte en que se hizo cada oración.

Finalmente, las herramientas de Google también pueden ser de gran utilidad para la gestión de la tasca docente, tal y como muy bien explica Jordi Bermúdez en este documento.

   Flipped Classroom


Las anotaciones a las cuales hacía referencia me permiten enlazar con otro de los aspectos por los cuales valdrá la pena apostar: la Flipped Classroom. A lo largo de la carrera hemos recordado a menudo el aforismo "Me lo explicaron y lo olvidé, lo vi y lo entendí, lo hice y lo aprendí" (Confucio). ¿Por qué no dirigimos las clases en esta dirección? ¡Aprovechemos los momentos de horario lectivo para disponer espacios de aprendizaje basados en el learning-by-doing!


   Programación


En el videocurrículum digo una frase que me gusta bastante: "Cuando enseñamos a programa, el error y la copia son motor de aprendizaje". Creo que toda escola tendría que ofrecer almenos una hora semanal para que los alumnos aprendan a programar con Scratch y a iniciarse en la robótica con Lego WeDo

De este modo podrán desarrollar su capacidad e imaginación a la vez que se esfuerzan por superar los retos y objetivos planteados ejercitando el pensamiento crítico y analítico. Quiero apostar por este tipo de aprendizaje, y es por ello que estos días estoy cursando Narracions digitals augmentades, una formación que me permitirá obtener el título de la LEGO Education Academy y que, por otro lado, me he comprado la Raspberry Pi, un mini-ordenador diseñado con esta finalidad.


   Exámenes


¿Podemos evaluar y poner a prueba los conocimientos del alumno de manera diferente al tradicional examen escrito? Yo considero que sí es posible, y que seguramente la evaluación es más efectiva. Con esto no digo que ya no tengamos que ya no tengamos que hacer ningun examen, sinó que creo que el alumnado debería habituarse a ser evaluados de diferentes maneras, y no solo con una calificación numérica cerrada.

   Aprender fuera del aula


Además de la educación formal que he recibido a lo largo de estos años, me he formado en la no formal, concretamente en un esplai. Esto ha determinado significativamente mi manera de entender la educación formal; es por eso que soy defensor del aprendizaje que podemos desarrollar fuera de las aulas y creo que, en la medida de lo posible, debemos ofrecer experiencias en el entorno cercano del alumno.


   Realidad Aumentada


He dejado para el final el punto que me resulta más atractivo, ya que es aquí donde he dedicado más horas últimamente y donde tengo puesta más esperanza. Creo en el potencial de esta tecnología y en las muchas posibilidades que ofrece en el ámbito educativo. Básicamente diferencio dos ámbitos:

  • Mostrar objetos o animaciones 3D en un contexto real: tal y como aparece en el videocurrículum, la RA nos posibilita comprender mejor entornos tridimensionales en contextos como el contenido Espacio y forma del área de Matemáticas, la percepción visual y plástica de la Educación artística, ciencias y tecnologías propias del Conocimiento del medi natural, social y cultural, etc.
  • Ampliar el conocimiento de entornos reales: siguiendo lo que comentaba en el apartado anterior, gracias a la RA geolocalizada podemos conseguir que los alumnos aprendan de manera totalmente atractiva y experiencial. Tal y como presenté en mi última entrada del blog. podemos hacer una propuesta de visita escolar en forma de yincana, en la cual los alumnos, solo con el uso del dispositivo móvil, pueden recorrer un espacio e ir más allá de lo que perciben con los sentidos. Si, además, les ofrecemos la posibilidad de ser los creadores de los contenidos (tal y como permite la aplicación EspiRA), entonces el aprendizaje es exponencial.

Busco un grupo de alumnos a los que contagiar mi pasión por aprender. ¿Empezamos?

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada